Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
Abraham Viajero

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

26 Octubre 2013 , Escrito por Abraham Viajero Etiquetado en #La Linea de la Concepcion, #Cadiz

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Empiezo mi recorrido por la Línea de la Concepción, que mejor sitio que la calle en la que viví hasta el año 1973.

Después de indagar y preguntar a los viandantes, que encontraba a mi paso, por las calles de la Línea, y con lo poquito que yo recordaba de esa época, ya que yo era muy pequeño. Fui atando cabos hasta. !!!!!!!! Voila ¡¡¡¡¡¡¡ recordé que al principio de la calle había un bar de chicas y chicos, con un farolillo rojo en la esquina.

Eso lo recuerdo porque cuando pasamos por allí, yo como niño, le preguntaba a mi padre, ¿eso qué es?, y mi padre por respuesta, siempre era. ¡¡¡¡ Niño tira palante!!!!!!.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

No os imagináis mi sensación al pasar el umbral de la calle, empezaron a llegar a mi mente recuerdos vividos en esta feliz época que viví en esta maravillosa ciudad.

Según iba caminando se hacían más presentes los recuerdo, que empecé a visualizar imágenes que tenia guardadas en mi subconsciente. Y me hizo retroceder 40 años atrás cuando recorría esta calle.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Que cambiado esta todo, hoy 40 años después hay menos viviendas, que en aquellos años. Según iba avanzando recordé a Pedro, mi amigo de la infancia. Que gamberretes que éramos. Cuantas travesuras hicimos juntos. Parece mentira ahora me parece que fue ayer cuando jugábamos en el descampado que había frente al Patio de Poca Ropa, que era donde vivíamos.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

En el barrio del Junquillo, que es donde está la calle Fernando Díaz de Mendoza, aunque muy cambiado. Hoy en día aun queda parte de los patios de Poca Ropa por la parte de atrás de nuestra calle, que mas adelante os mostrare. Quiero dar las gracias a la señora María, que muy amablemente me ha atendido en mi visita. Y me autorizo para hacer fotos en el interior del patio.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Delante del descampado de la calle, aquí recuerdo que estaba el kiosco de Manuel, donde mi hermana Iba a comprar y cambiar las novelas de Corín Tellado, y los amiguetes íbamos, pero a comprar nuestro cigarrillos Piper, eso si los comprábamos mentolados porque supuestamente no nos dejaba olor a tabaco, y que nuestros padres no, notarían que habíamos fumado. Recuerdo que había un coche abandonado por detras del kiosco de Manuel, un Seat 850 rojo con el techo bollado, creo que era eso modelo.

Distan mucho las nuevas construcciones a las antiguas viviendas de los patios de Poca Ropa Distan mucho las nuevas construcciones a las antiguas viviendas de los patios de Poca Ropa
Distan mucho las nuevas construcciones a las antiguas viviendas de los patios de Poca Ropa Distan mucho las nuevas construcciones a las antiguas viviendas de los patios de Poca Ropa

Distan mucho las nuevas construcciones a las antiguas viviendas de los patios de Poca Ropa

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Esta casa esquinera de color amarillo era la otra tienda que tenia la madre de Joselito, por la cual yo tenía que pasar todos los días para ir al colegio. Colegio que también he tenido la suerte de encontrar y visitar después de estos años de ausencia. Colegio que le llamábamos Castillejo pero su nombre es Pedro Simón Abril, lo de castillejo era por el barrio en el qué está situado.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Esta esquina, que en esa época no existía, vivía un señor que se le decía el Chino, este hombre recuerdo que tenía caballos, la casa poseía unos portalones muy grande de madera, por donde entraban los animales, en estos años se reencontró con una hija suya según nos contaba que desde la guerra no se habían visto.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Por esta zona estaba la tienda de Joselito, que era boxeador creo recordar, mas debajo de la tienda vivía un paisano de mi padre que era hermano del marido de una tía mía, que trabajaba en Dragados y construcciones, si no me falla la memoria. Entre la casa del Chino estaba la droguería de la señora Genoveva, en la cual por las tardes mi hermana le ayudaba en lo que podía, a continuación la entrada al patio de vecinos Poca ropa.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Recuerdo que entrabamos por un pasillo estrecho al final del pasillo ya en el patio, a mano izquierda estaba la escalera que subía a nuestra casa, esta se componía de la cocina comedor, y dos habitaciones contiguas, en la del centro dormían mis padres. En la otra que tenía una ventana al exterior que daba al descampado ahí era donde dormíamos los tres hermanos que somos, y estaba situada encima de la droguería.

Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción
Calle Fernando Díaz de Mendoza, La Línea de la Concepción

Compartir este post

Repost 0

Comentar este post

Enrique 05/02/2016 17:48

Yo viví en el patio de Poca ropa hasta el año 68, tenía 9 años. Era el patio que había al lado del que tú dices, que era más pequeño que el tuyo pero muy similar, pero por la edad que tú tienes era muy difícil que nos conociéramos. Un saludo

Enrique 04/24/2016 21:57

He estado leyendo este resumen y es que yo he vivido en este patio hasta el año 71. Mi madre se llama Rogelia y mi padre Juan, yo soy Enrique. En ese patio había una tienda de mi tío Diego. Los amigos que vivían por aquel entonces eran: Diego Quiñones, Juan Antonio, Paco el hijo del practicante, Francisco de Matilde y me acuerdo que jugábamos a la pelota en el terreno que había enfrente de la Panadería de la Colonia.
PD. A no ser que me confunda con el siguiente patio al que yo vivía que era también de un pasillo estrecho y con escaleras nada más entrar a la izquierda.
Quiero recordar algo tuyo cuando íbamos a jugar al cerrito frente a los parbulitos al lado del colegio Carlos V.

Abraham Viajero 04/25/2016 00:41

Hola Enrique, por esa época yo tenía 10 años. En el patio que yo vivía, había un carpintero al fondo del patio que para llegar a la carpintería había que pasar por un pasillo muy estrecho, al otro lado había una familia, que ahora no recuerdo su nombre, pero sí recuerdo que mi hermana y yo íbamos a montar pinzas de estas para coger el hielo. Esta casa estaba muy cerca de los servicios comunitarios que había en el patio. Y la verdad que no recuerdo mucho más.